Las expectativas sobre la posición de Córdoba respecto a la medida que recomendaba Nación, en restringir el horario nocturno entre las 22 horas y las 6 de mañana, se concretaron en el rechazo de la Provincia a esta medida y acudirá a mayores controles de protocolos, más testeos y esperando mayor responsabilidad social.

«Hoy, hay esperanzas firmes de acabar con la pandemia, porque ya se esta vacunando. Quiero felicitar a los equipos de salud, al ejercito, que participaron de la vacunación de la primera tanda», comenzó diciendo Juan Schiaretti en el parte de prensa por la pandemia en Córdoba y destacó que hoy se comenzó a vacunar con la segunda partida de dosis de Sputnik V enviada por Nación.

Respecto a la situación local, el Gobernador aclaró: «todos estamos viendo un aumento del número de casos en Argentina y también en nuestra córdoba. Nuestra Córdoba actúa con responsabilidad y diciendo la verdad», diferenciándose del discurso nacional, al decir que no se compara con nadie para comentar la situación sanitaria, al tiempo que destacó que en Córdoba se viene trabajando en combatir el virus de manera controlada.

Nación mantuvo el miércoles una reunión con todos los gobernadores y se había confirmado que todos acordaron avanzar con más medidas de prevención y entre las más destacadas era la implementación de un «toque de queda nocturno» y en ese sentido el gobernador Schiaretti confirmó: «Vamos a seguir con el sistema de trabajo con el cual veníamos hasta hoy», por lo que la decisión de Córdoba fue no adherir a la medida propuesta.

El Gobernador desde el Centro Cívico confirmó que no habrá medidas restrictivas en Córdoba

Lo que sí habrá en la provincia de Córdoba es otra medida de control del virus y la circulación de personas. Se incrementarán los testeos confirmó el gobernador, que destacó que es necesario esta acción ante la circulación de personas en esta etapa de temporada de verano.

Sin embargo advirtió que hay que prepararse para la «segunda ola», afirmando que lo que en este momento hay es un rebrote, por lo que ya dispuso prepararse sanitariamente, sobre todo la disponibilidad de más camas críticas invirtiendo en recursos.

Por último el Gobernador pidió a los cordobeses tener responsabilidad social, convocando a los empresarios y comerciantes a que sigan usando todos los protocolos para mantener «libertad de movimiento y de trabajar» y dejó un mensaje para la juventud, grupo etario cuestionado en los últimos días por el incumpliendo de medidas y la asistencia a fiestas clandestinas diciendo: «a los jóvenes quiero pedirles que piensen», afirmando que sus acciones tienen consecuencias en otras personas.

Posteriormente el ministro de Salud, Diego Cardozo, puso en conocimiento la situación sanitaria actual en Córdoba, resaltando que el rebrote de casos existe y que hay prepararse para una «segunda ola» de la pandemia. También en este sentido, volvió a repasar las medidas protocolares de uso de barbijo, el distanciamiento social y evitar las aglomeraciones.